Economía

BICICLETA FINANCIERA

Banco Central cauto por peligro inflacionario y de corrida: bajó la tasa a 28 %

En un súper martes que no fue, la entidad monetaria bajó 75 puntos básicos la tasa de interés de referencia de la política monetaria: pasa de 28,75 % a 28 %. El peligro de aceleración inflacionaria.

Martes 9 de enero | Edición del día

En un comunicado difundido en su página web, el Banco Central explicó que “En la última semana de 2017 se anunció el diferimiento de la meta de inflación de largo plazo (5% anual) al año 2020, y nuevas metas intermedias de 15% para 2018 y 10% para 2019. Ese sendero es ahora el objetivo de la política monetaria del Banco Central de la República Argentina (BCRA).”.

Con estas metas en la vista el centro del corredor de pases a siete días se redujo desde 28,75 % a 28 %, bajando 75 puntos básicos la tasa de interés de referencia de la política monetaria

El dólar había subido las últimas cuatro jornadas superando nuevamente la barrera de los $ 19 a la espera de una reducción menos gradual de la tasa de interés de referencia de la política monetaria: los analistas hablaban de un recorte de hasta dos puntos porcentuales. Es que el Banco Central había dado señales en el mercado secundario de Lebac impulsando una baja de la tasa de interés.

No obstante, durante las últimas horas de este martes los “mercados” previeron que el presidente del Banco Central, Federico Sturzenegger, tomaría un camino gradualista en la reducción de la tasa y el dólar se estabilizó e incluso retrocedió unos centavos.

El peligro que traía una baja más abrupta de la tasa de interés de referencia era un aceleramiento de la inflación y una corrida hacia el dólar en tanto implicaba un menor incentivo a la “bicicleta financiera” que de todos modos se mantendrá andando.

El problema inflacionario fue reconocido en el comunicado oficial que señala que “Asimismo, se conoció en las últimas semanas el resultado del Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM), con pronósticos recabados hasta el 28 de diciembre. La inflación esperada para 2018 aumentó de 16,6% a 17,4%; la mayor estimación en la corrección de precios regulados da cuenta de ese incremento, puesto que la expectativa de inflación núcleo se mantuvo estable en 14,9%. En tanto, para 2019 la expectativa de inflación creció de 11,3% a 11,6% (la núcleo se redujo de 10,4% a 10%) y por primera vez se relevó un pronóstico para 2020, que resultó de 8%.”.

Durante el mes de diciembre impactaron los tarifazos en gas y electricidad, a lo que se suma el efecto que pueda tener la suba del dólar sobre los precios de los productos que se comercian en el mercado doméstico. Hoy martes también se conoció el IPC Congreso que registró un 3,1 % de inflación en el último mes del año, un salto importante en relación a los meses previos.

Te puede interesar: IPC Congreso: la inflación de 2017 fue de 24,6 %

A este panorama se agregó el anuncio del tarifazo en transporte que impactará desde febrero y otras subas en servicios como peajes.

Por esto motivos, es probable que el Banco Central haya decidido ser “cauteloso en la adecuación de la política monetaria al nuevo sendero de desinflación.”, explica el comunicado.

Las tensiones sobre la política monetaria son la expresión de profundos desequilibrios que atraviesa la economía argentina.








Temas relacionados

Federico Sturzenegger    /    Tasas   /    Banco Central República Argentina (BCRA)   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO