Mundo Obrero Chile

EDUCACIÓN

Boicot al SIMCE: ¡Fuera la Ministra Cubillos!

Diversos establecimientos han rechazado la aplicación de la prueba SIMCE para cuartos básicos. Se le considera una prueba que daña a las comunidades escolares y cierra establecimientos cuando éstos son mal evaluados. El llamado a Boicot afecta directamente a la Ministra Cubillos peor evaluada por la población.

Gabriel Muñoz

Licenciado en Historia

Miércoles 20 de noviembre | 13:26

Profesores de Antofagasta en paro rechazan SIMCE y protestan en la calle

El Comité de Emergencia y Resguardo de la ciudad de Antofagasta, compuesto por trabajadores, profesores, pobladores, organizaciones sociales y estudiantes el día de hoy convocó a una marcha educacional en contra de la aplicación del SIMCE. Los docentes y asistentes de educación de encuentran en paro desde el 18 de octubre con el fin de detener las políticas neoliberales en educación y exigiendo la renuncia del presidente Sebastián Piñera, responsable de muertes y violaciones a derechos humanos durante los meses de octubre y noviembre.

Diversos establecimientos se han plegado al llamado a boicotear la aplicación del SIMCE, como hoy ocurrió en el Colegio Winterhill de Viña del Mar, quienes en asamblea democráticamente decidieron irse a paro total los días miercoles y jueves, días en que se aplica la cuestionada prueba.

El SIMCE destruye la educación pública y trastorna negativamente el aprendizaje

La prueba SIMCE es cuestionada transversalmente por los trabajadores de la educación, los apoderados y los estudiantes. Se trata de una prueba de selección múltiple que se aplica a los niveles cuarto, sexto y octavo básico y a a los segundos de enseñanza media. Mide conocimientos estandarizados individuales. Las comunidades escolares sufren un trastorno importante por la presión de esta prueba, pues, sus resultados permiten al MINEDUC tomar decisiones, incluyendo el cierre de aquellos establecimientos deficientes. El conocimiento estandarizado exitoso se concentra en los colegios de carácter privado. Hay establecimientos que optan por aberraciones: realizar solo clases de Lenguaje y Matemática (únicas materias que evalúa el SIMCE), pide que estudiantes de bajo nivel se ausenten esos días, todo esto impacta en mayor agobio para los profesores quienes son presionados anualmente para que se aumenten los resultados.

El SIMCE y la crisis social actual

El Colegio de Profesores en nombre de su presidente nacional Mario Aguilar (PH) llamó a boicotear la aplicación del SIMCE llamando a los docentes a "no colaborar" los días 20 y 21 de noviembre. La razón es justa: no hay condiciones reales para un correcto desarrollo de la prueba. Las clases fueron suspendidas en la mayorías de las regiones y algunos todavía no pueden retomar funciones. Lamentablemente la estrategia de Aguilar ha sido la de convocar paros nacionales por la prensa sin organizarlos realmente. ¿Cuál era la mejor forma de detener la aplicación del SIMCE?

Claramente la única forma es el paro de actividades. Como hicieron en Antofagasta y Viña del Mar. El Colegio de Profesores que llevó adelante un paro de dos meses el primer semestre es el gremio más importante del país por su capacidad de movilización, sin embargo los dirigentes no han llamado a consulta un paro nacional que unifique nuestras demandas: No al SIMCE, salida inmediata de la ministra Marcela Cubillos y el retiro inmediato de la ley de Sala Cuna Universal, una verdadera farsa que busca introducir el mercado privado en la educación inicial, lucrando con nuestros hijos más pequeños.

Fuera Cubillos y Piñera

Los profesores sabemos que el gobierno de Piñera y su ministra Cubillos son una seria amenaza en contra de la educación pública. La inmensa mayoría del pueblo quiere que este gobierno se acabe. Es necesario no abandonar las movilizaciones y convocar ya a un paro nacional indefinido por medio de una consulta, abrir las sedes del gremio para que se organicen comités por la huelga general. Esto es totalmente posible. Mario Aguilar rechazó el pacto constituyente pero aún no exige al resto de la Mesa de Unidad Social a convocar a otra jornada de paro nacional. La única forma de eliminar definitivamente el SIMCE y la PSU, la ley de Sala Cuna neoliberal y la política de subvención escolar, es acabando con este gobierno. Sólo una huelga general indefinida podrá sacarlo y sólo en una Asamblea Constituyente libre y soberana los trabajadores y el pueblo podremos discutir qué educación pública queremos y cómo echar pie atrás años de políticas neoliberales.






Temas relacionados

Mario Aguilar   /   Marcela Cubillos   /   Mundo Obrero Chile   /   SIMCE   /   Colegio de Profesores de Chile   /   Educación

Comentarios

DEJAR COMENTARIO