Internacional

ULTRADERECHISTA HASTA EN LOS DETALLES

Bolsonaro ordenó sacar sillas de color rojo de la residencia presidencial

El tema de los colores parece importante en la era del flamante presidente de Brasil. Niños de azul, niñas de rosa y nada, pero nada rojo.

Sábado 5 de enero | 11:05

Foto: Oglobo/GDA

Ni bien llegado al Palacio de la Alvorada, en Brasilia, Jair Bolsonaro comenzó a imprimirle a la residencia presidencial su toque ultraderechista. El mandatario recientemente asumido, ordenó sacar todas las sillas rojas y reemplazarlas por otras de color azul. Para el hombre, el color rojo representa al Partido de los Trabajadores (PT).

Te puede inteersar: Empezó la persecución: Bolsonaro despedirá empleados con "ideas comunistas"

Bolsonaro se instaló anteayer por la noche en el Palacio, acompañado por la primera dama, Michelle, 38; la hija de la pareja de 8 años, Laura, y la hijastra del presidente, Leticia, 16.

Podés leer: Rosa y celeste: nada que ver con los géneros

La retirada de las sillas pudo verse apenas horas después de la llegada de la familia presidencial. En su asunción Bolsonaro prometió eliminar el socialismo y dijo que la bandera "jamás será roja". Puede que parezca gracioso de tan exagerado, pero este tipo de gestos no hacen más que demostrar qué tan hasta el final está dispuesto Bolsonaro, a llevar su política ultraderechista y persecutoria.






Temas relacionados

Jair Bolsonaro   /   Brasil   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO