Mundo Obrero Chile

MUJER TRABAJADORA

Campaña contra precarización y el subcontrato en el GAM

Ya hace algunos meses que se han expuesto las deplorables condiciones con las que trabajan los y las funcionarias de aseo en el centro cultural.

Viernes 6 de septiembre

En pleno debate laboral sobre la jornada laboral, entre el proyecto de 40 horas y la reforma laboral del gobierno, que busca de cualquier forma impedir esta medida e instalar su propuesta de flexibilidad laboral, en el GAM tenemos el rostro más tajante de los efectos que implica la flexibilidad puesta en práctica; imposición de jornadas extenuantes, obligación a los trabajadores de retroceder en sus derechos más básicos y amenazas de despidos y no pago de finiquitos por organizarse.

Como sindicato del GAM, sabemos que esta realidad no debe quedar sin respuesta, es inaceptable que existan trabajadores de distintas categorías, con “distintos derechos” en nuestro centro cultural, más considerando que la mayoría son mujeres migrantes haitianas, históricamente discriminadas y parte de la población más precarizada de nuestro país. Ellas se dedican a que GAM esté en las mejores condiciones, para el desarrollo artístico y cultural de nuestro país.

Te puede interesar: En el GAM la flexibilidad laboral de trabajadoras del aseo es igual a precariedad

Es por esto que nos organizamos con trabajadores de distintas tiendas y de empresas subcontratas de nuestro espacio de trabajo, porque nos consideramos todos trabajadores de la cultura, sin categorías o distinciones que nos separen, porque sabemos que el GAM se construye gracias al trabajo de cada uno de nosotros, aun cuando la ley no nos permite organizarnos en conjunto.

La precariedad laboral en el mundo de la cultura está instalada como parte de su funcionamiento: los despidos en el Teatro Municipal para “externalizar a los coros”, la prohibición a la negociación colectiva, trabajadores a boleta de honorarios durante años, la competencia entre compañías artísticas para conseguir fondos, inestabilidad laboral y la externalización de todo tipo de servicios son pan de cada día. Creemos que juntos podemos cambiar esta realidad.

Conocemos las prácticas empresariales cuando los trabajadores se organizan, es por esto que nos hemos propuesto realizar una campaña de apoyo y visibilizarían de la situación que hoy sucede con nuestras compañeras y compañeros de aseo, en función de protegerlos ante las amenazas y despidos.

Con el slogan “Trabajadores del GAM unidos contra la flexibilidad laboral, no más despidos ni represalias contra trabajador@s del aseo” queremos desplegar esta amplia iniciativa, para proteger a nuestros compañeros, pero también para ampliar nuestros expectativas, y al igual que en la Universidad de Chile y otros espacios, terminar con la subcontratación, modalidad precarizadora del trabajo, de esta manera conseguir el paso a planta de todos estos trabajadores, incluso de tiendas y servicios.

Esto porque la empresa subcontratista de aseo INGEMASTER teme perder la licitación con el centro cultural dadas las pésimas prácticas que realiza las cuales nisiquiera respetan los derechos más básicos de los trabajadores, lo que exigimos es que al igual que en años anteriores si cambia la empresa de aseo, la administración de GAM mantenga la planta de trabajadoras y trabajadores de aseo, que no sea responsable de dejar a esas familias sin trabajo, que se haga cargo del cumplimiento de los derechos laborales, además de garantizar que no se obstaculice el derecho a organizarse, libertad sindical y la libre expresión de todos los trabajadores de GAM.

Susana Pineda, presidenta del sindicato del GAM, declaró “Nuestro sindicato históricamente ha solidarizado con distintas luchas, sobre todo en defensa de los derechos de la mujer trabajadora. Siendo consecuentes con eso, no estamos dispuestos a permitir que nuestras compañeras de aseo sigan siendo precarizadas e invisibilizadas por esta modalidad de trabajo. Invitamos a la administración de este centro cultural a hacerse cargo de su discurso deteniendo los abusos, tomando en cuenta que llevan por nombre a Gabriela Mistral, quién también fue migrante y trabajadora."

Te puede interesar: Organicemos la fuerza para conquistar la reducción de la jornada laboral y enfrentar el engaño de la flexibilidad del Gobierno

Hace una semana GAM lanzó una campaña comunicacional con muy buena aceptación, empapelaron el frontis con imágenes de marchas feministas, con Gabriela Mistral de frente, así como otros referentes de las mujeres y la diversidad. Uno de los mensajes que eligieron es “En Chile el arte más elevado es el de hacerse el tonto”, ¿Cómo se condice esta frase con que se permita que en el centro se desarrolle estas prácticas precarizadoras?, mujeres migrantes, madres y trabajadoras son afectadas directamente pero nadie parece hacer nada. Es el momento de unir el discurso a la práctica, los trabajadores del centro cultural exigimos coherencia, que los discursos no sean solo discursos publicitarios, que no existan distinciones en nuestras condiciones de trabajo según raza, género o condición social.






Temas relacionados

Mundo Obrero Chile   /   subcontrato   /   Centro Cultural - GAM   /   Centro cultural   /   Flexibilización laboral

Comentarios

DEJAR COMENTARIO