Géneros y Sexualidades

Feminismo obrero

"Compañerita Teresa Flores"

Así aparecía Teresa en el periódico obrero El despertar. Su nombre se repite varias veces en sus publicaciones, sin embargo, no aparece en nuestras memorias, su nombre es casi un secreto que se quiere ocultar.

Lunes 6 de abril de 2015 | 14:45

¿Quién es Teresa Flores? Casi no existe información sobre ella. A diferencia de Luis Emilio Recabarren, su historia pareciese no existir, es más, sólo se tiene registro de una fotografía de ella. Sin embargo indagando y buscando encontré varios artículos donde aparecía una pincelada de su historia.

Teresa Flores, nació en Iquique en el año 1891 en medio del fervor de los empresarios ingleses por enriquecerse con el salitre, en una época donde no les era permitido a las mujeres ni leer ni escribir, para sólo dedicarse al servicio santificado de la familia y los hogares que formaban hileras de casuchas de calamina.

Las oficinas salitreras quedaban en medio de la pampa y mantenían a las familias obreras encerradas en su miseria, mantenidas con fichas que podían ser cambiadas por alimentos en las pulperías locales. Cada obrero recibía una ficha a cambio de un día de trabajo, mientras las mujeres dueñas de casa criaban, lavaban y cocinaban. La vida era dura, precaria y miserable. Sin embargo, fueron estas mismas condiciones de vida las que hicieron posible la explosividad de las luchas obreras.

Frente a lo anterior Teresa Flores, junto a su compañero de lucha Luis Emilio Recabarren, toman en sus manos la tarea de educar y entregar las herramientas necesarias para la organización de los obreros del salitre, con el objetivo de que ellos mismos se liberaran de la opresión y explotación de los empresarios, que les mantenían con pésimas condiciones de vida.

Recorrieron la pampa como el viento, convenciendo a los obreros del salitre de la necesidad de ir por más, armando y configurando un partido clasista y combativo para luchar por la liberación. Así, en 1912 se fundó el Partido Obrero Socialista, 27 nombres aparecieron en las páginas del periódico El Despertar, sólo uno era de mujer Teresa Flores, fundadora y primera mujer dirigente sindical en Chile, organizó junto a otras mujeres los comités de dueñas de casas “Trabajábamos en los sindicatos, allí nació la más brillante propuesta femenina de esos años: La huelga de las cocinas apagadas”. Desde ese día fueron las mujeres quienes decidían cuando empezaban las huelgas de la época del olor a pólvora.

La falta de víveres, la presencia de gorgojos, harina contaminada, entre otras miserias, eran razones suficientes para que las mujeres se organizaran para volcar las ollas, apagaran las cocinas y se negaran a cocinar, obligando a los hombres a ir al paro. Si alguien intentaba encender las cocinas las apagaban echando agua por las chimeneas. Reunidas en los sindicatos esperaban a los hombres, quienes al encontrar las casas vacías y nada para comer, partían a los sindicatos donde se realizaba la asamblea y los petitorios para empezar la huelga. La policía les temía, les tocaban el trasero, lo que para ellos en ese tiempo era una ofensa insoportable.

En 1913 de las 177 salitreras, solo 77 se encontraban bajo control inglés, en este contexto se produjo la llegada a Iquique de Belén de Sárraga, española anarquista feminista anticlerical, quien influye en Teresa enormemente por su fuerza y convicción. Según un extracto del periódico el Despertar: “Permítanme que desde las columnas de nuestro periódico hago saber a las lectoras de Iquique que en el vecino puerto de Antofagasta se ha organizado el viernes último un centro de mujeres libres pensadoras que tomo por nombre “Belén de Sárraga” en recuerdo y homenaje a la valiente mujer que por predicar la liberación de la conciencia, ha recibido el grosero ataque del clero. Invito a mis amigas y compañeras de ideas a organizar aquí en Iquique un centro análogo al de Antofagasta… Me permito invitar mujeres de todas las edades que quieran adherirse a esta idea que concurran a nuestro local a firmar un acta de adhesión a esta obra, a fin de realizar una reunión en cuanto hayan 20 o más firmas…”.

En mayo fundó en Iquique un centro anticlerical con el nombre de Belén de Sárraga. Ahí Teresa se desempeñó como secretaria y posteriormente como presidenta. Los centros se expandieron por las oficinas salitreras y ciudades como Antofagasta y Valparaíso, siendo las primeras organizaciones de mujeres en Chile; tenían como temas de trabajo; la poesía anti alcohólica, la necesidad de las ideas modernas en la educación infantil, composición anticlerical, religión y moral, el crimen del alcoholismo.

La Primera Conferencia, se realizó el 17 de mayo de 1913, en el local del periódico El Despertar. Su temario proponía la creación de Consejo Federales femeninos, dentro de la Federación obrera de Chile. Estos consejos estaban compuestos por mujeres valientes, luchadoras, coherentes con sus principios, al punto de tenderse en las líneas férreas y en los puntos de acceso cuando las empresas trataban de reanudar la faena contratando rompehuelgas. Teresa era una de esas mujeres, escritora principal del periódico obrero de la época “El despertar”, dirigente sindical, organizadora, fundadora del primer partido obrero en Chile, actriz, feminista y una luchadora incansable al servicio de la clase obrera y la liberación de la humanidad.






Temas relacionados

Historias de mujeres   /   Géneros y Sexualidades

Comentarios

DEJAR COMENTARIO