NACIONAL

Desalojo de 56 familias en Viña del Mar y la xenofobia de la derecha

Con efectivos de FFEE de Carabineros y con maquinaria pesada se desalojó a las más de 200 personas -principalmente migrantes- que vivían en la toma Naciones Unidas en Viña del Mar por orden municipal

Juan Andres Vega

Estudiante de la Universidad de Chile y militante de Vencer

Martes 12 de marzo

Utilizando la fuerza pública es como la alcaldesa de Viña del Mar, Virginia Reginato (Unión Demócrata Independiente), que hoy se encuentra investigada por malversación de fondos públicos, quiere resolver el problema de la vivienda en la ciudad jardín.

El dirigente vecinal, Fernando Murillo, señaló que "buscamos apoyo, somos 200 personas aproximadamente, donde hay cerca de 30 niños, las autoridades han venido sólo a hacer catastro, pero nadie nos ayuda a conseguir una casa”, expresando la cruda realidad que significa ser migrante y ser pobre en nuestro país

La hipócrita derecha racista y su agenda xenofóbica

Todavía está fresca en la retina las imágenes de la enorme marcha que se realizó en distintas ciudad por el día Internacional de la Mujer, luego del cual, hasta el mismo gobierno que hace unos días era enemigo de la huelga se mostraba "orgulloso" por ésta. ¿Qué cambió? Que ahora Piñera tenía delante de él un movimiento de mujeres, con las trabajadoras al frente, completamente capaz de hacer temblar su gobierno en caso de haberse arriesgado a ser enemigos declarados -como el caso del movimiento estudiantil el 2011-, siendo la jugada elegida el presentarse como falso amigo del movimiento de mujeres.

En esa misma línea es que, Isabel Plá (UDI) a la cabeza, sectores de la derecha intentan posar de feministas y "protegerse" de un enfrentamiento abierto. Sin embargo, en Viña del Mar, precisamente una mujer nos recuerda el verdadero rostro de la derecha: El desalojo por la fuerza de 56 familias migrantes, principalmente de Haití, Venezuela, Ecuador y Colombia. Así es como la derecha no duda ni por un momento en atacar a las familias migrantes, trabajadoras y pobres, mientras les pueda traer algún tipo de ganancia. Es por eso que, desde La Izquierda Diario, denunciamos abiertamente las acciones de corte xenofóbico que está llevando adelante la municipalidad de Viña del Mar bajo la dirección de la derecha.

Fue precisamente el gobierno presidido por Sebastián Piñera quien inició la vergonzoza política de "Plan Retorno Ordenado" -parte de la política migratoria-, nombre con el cual se conoce al procedimiento llevado adelante por el Estado chileno de devolver personas que se encuentran viviendo en nuestro país a su país de origen. Esto no queda ahí, el caso de la Nueva Ley de Migraciones, fue aprobada con votos de la Democracia Cristiana y el Partido Radical, mostrando la complicidad entre la derecha y la llamada "centroizquierda progresista".

Aunque el Frente Amplio se declara antiracista, no duda en formar alianzas -vía mínimos comunes- con ese mismo sector podrido de la vieja Concertación que apoya las legislaciones xenofóbicas de la derecha ¿Cómo planea el Frente Amplio hacerle frente a la derecha mediante alianzas con sus aliados? Esto aparece como un misterio.

Sin embargo, la fuerza que demostró el movimiento de mujeres en las calles, articulando directamente a trabajadoras, migrantes, estudiantes y mapuches, expresa que la energía para enfrentar los ataques de Sebastián Piñera, su gobierno y sus aliados en regiones está, pero que falta ponerla en movimiento tras un programa para derrotar esos ataques, que contenga, por ejemplo, la disolución de las Fuerzas Especiales de Carabineros que solamente existe para reprimir la protesta social y desalojar familias pobres de sus hogares por orden de políticos déspotas.






Temas relacionados

Fuerzas Especiales de Carabineros    /   Chile Vamos   /   #8M   /   Migrantes   /   Frente Amplio

Comentarios

DEJAR COMENTARIO