Política Chile

COLUMNA DE OPINIÓN

El gobierno, sus reformas y proyectos de ley en contra de la juventud y estudiantes

Son varios proyectos de ley y reformas que el gobierno está imponiendo para ir en contra de los estudiantes y la juventud, que en estos últimos días han azotado al Instituto Nacional y ningún organismo de agrupación estudiantil se hace presente.

Viernes 24 de mayo

Desde que el gobierno de Sebastián Piñera impulsó el proyecto de Aula Segura, el presidente del Colegio de Profesores Mario Aguilar, militante del Partido Humanista (Frente Amplio), no se ha referido a los ataques que están sufriendo los secundarios, tanto por las expulsiones de los 30 estudiantes por movilizarse, ni tampoco repudiando el actuar del alcalde de Santiago Felipe Alessandri, que le dio puerta ancha a la PDI y FF.EE para que aumentaran la represión y punitivismo en contra de los estudiantes; sólo ha seguido con mesas de diálogo con el Mineduc que le da más poder a los directores para sancionar a los alumnos y que pone freno a las demandas de la educación pública.

Por otro lado tampoco hace un cuestionamiento real a la Ministra de Educación Marcela Cubillos, por el proyecto de Admisión Justa, que solo busca estigmatizar y etiquetar a las escuelas más precarizadas, lo que afectará principalmente a los sectores de estudiantes más vulnerables.

Nosotras, como trabajadora de la educación y estudiante secundaria de un liceo municipal, consideramos que es fundamental salir a repudiar estos proyectos y reformas que no buscan resolver el problema real de la educación pública como: los alumnos por sala de clases, la mala infraestructura de los liceos y escuelas, la falta de personal para trabajar con alumnos con diferentes necesidades educativas y sociales.

Es por ello que es necesario generar instancias reales en donde los estudiantes, apoderados y trabajadores de la educación puedan opinar y resolver la organización de las escuelas, que los directores sean elegidos por toda la comunidad educativa y no sólo por los y las alcaldesas de turno o por el “concurso público”, que los recursos sean destinados a las problemáticas reales de cada liceo y escuela.

Como estudiantes creemos que es necesario levantar una exigencia hacia CONES, ACES y CONFECH que no vienen llamando a un plan de movilización para enfrentar la represión hacia los estudiantes y en especial a secundarios en Santiago y Concepción, que no es un hecho aislado, ya que el gobierno desde que salió electo viene con proyectos en contra de la juventud como; el control de identidad a menores de edad, elige vivir sin drogas, admisión justa y aula segura.

Si bien la CONFECH hizo un llamado a paralizar el 25 de abril por la demanda de educación gratuita, esto no es suficiente, porque a pesar de que es una demanda histórica y tan sentida por los estudiantes deja de lado la realidad que están viviendo específicamente los secundarios con la persecución que tiene el gobierno contra ellos y tampoco hace un llamado a unirnos a nivel nacional entre trabajadores, mujeres, para enfrentar estos ataques.

Vemos como en el Instituto Nacional los compañeros son reprimidos desde el alcalde Felipe Alessandri hasta FF.EE y PDI registrando sus pertenencias personales para ingresar al establecimiento, poniendo eje especialmente en aproximadamente a 50 alumnos identificados por movilizarse y tomarse el liceo.

Como estudiantes y trabajadores de la educación, creemos que es necesario organizarnos en asambleas en conjunto para repudiar estos hechos y la represión que están viviendo los secundarios, saliendo a las calles con fuerza tanto estudiantes y trabajadores para defender la educación pública y para poder ganar el derecho real a la educación 100% gratuita, laica, no sexista ni hetero-normativa, y sin represión por movilizarse.






Temas relacionados

Política Chile   /   Opinión   /   Educación   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO