Política Chile

POLÍTICA CHILE

Empresarios desilusionados con Piñera, esperan más ataques al pueblo trabajador

A más de un año del inicio del mandato de Sebastián Piñera, los diferentes grupos que congregan a grandes empresarios como la CNC, CPC o la SOFOFA, ya no ven con tan buenos ojos el manejo del gobierno de los "tiempos mejores" y exigen que se cumplan las promesas a su sector y no se hagan tantas concesiones.

Francisco Sepúlveda Romero

Médico y parte de la Agrupación de Trabajadores de la Salud "Abran Paso"

Lunes 27 de mayo de 2019

Luego de más de un año del segundo mandato del gobierno de Sebastián Piñera, con la caída de la mentira de los “tiempos mejores” que mencionaba en las campañas presidenciales, no sólo es la clase trabajadora la que mantiene por las nubes la desaprobación al gobierno de derecha, si no que también desde sus aliados, el empresariado, ya ven con ojos cada vez menos optimistas al sector gobernante que apoyaron a fines de 2017.

En su inicio, el escenario era optimista para la clase empresarial ante la llegada de Piñera a La Moneda, pero el hecho de que las reformas que en su momento prometió a los empresarios no se han cumplido, ha oscurecido el panorama de cara a la próxima cuenta pública presidencial. Sectores como la Cámara Nacional de Comercio, presidida por Manuel Melero mencionan que “Hay una sensación de que se está frente a un gobierno que impulsa demasiadas iniciativas, genera expectativas en todos los ámbitos y después se desinfla políticamente, porque no tiene piso en el Parlamento, y todo se tranca después de lanzamientos muy parafernálicos. Eso está generando mucha desorientación en el empresariado

Piñera, para el sector empresarial, prometió centrarse en el crecimiento del país, entre sus metas a futuro se propuso duplicar la tasa de crecimiento, aumentar la tasa de inversión, elevar la productividad. Pero en el marco de la guerra económica entre China y EEUU, y localmente, el no poseer la hegemonía en el congreso para pasar fácilmente sus reformas en conjunto a una política de responder a los errores que se cometen mes a mes (con crisis como la que abrió el asesinato al comunero mapuche Camilo Catrillanca, o la más reciente polémica comunicacional por el viaje de negocios de los “niños” Piñera Morel), ya se vislumbra un 2019 con un crecimiento menor al esperado.

Los empresarios ven en el gobierno, problemas para “aprovechar el momentum” con tal de obtener mayores beneficios a los que ya tienen. Las reformas de Piñera se han ido dilatando al punto de presentarse cuando la popularidad del presidente van en caída libre. La reforma tributaria terminó enfrentando a Piñera con Larraín Matte, presidente de la SOFOFA, denunciando a este último de solo defender los intereses empresariales. ¿Pero, acaso Piñera, con sus ataques a las y los trabajadores no está también defendiendo los intereses de esos mismos empresarios “desilusionados” con su gestión?

Lo mismo sucede, para el sector empresarial, con la reforma laboral, ya que, aunque Piñera haya dejado al último la discusión de las negociaciones colectivas, sin aprovechar la crisis de la burocracia de la CUT, ha causado la molestia de que finalmente este ítem de la reforma laboral no se llegue a aprobar en el “Congreso adverso”. También vieron con malos ojos, como el gobierno los “privaba” de administrar el 4% adicional a las AFP en la tercera reforma: la previsional. Los empresarios quieren que se dejen de hacer concesiones a los sectores políticos opositores, y es que finalmente, con este análisis del poco más de un año de mandato del gobierno de los falsos “tiempos mejores”, se deja en evidencia cual es el verdadero interés de los grandes grupos empresariales, el aumentar su crecimiento y ganancias a costa de más miseria para los trabajadores.

Te podría interesar: Enfrentemos al gobierno con unidad de las luchas ¡El paro docente comienza el 30!

Estos grandes grupos de empresarios, además de poseer los medios de producción, las fortunas, los grandes medios de comunicación, etc., poseen además la organización para cuadrarse con el o los gobiernos que son beneficiosos para sus negocios, las conclusiones anteriores se asemejan tanto desde la CNC, la CPC, la asociación de AFP y la SOFOFA, y son ellos mismos quienes han visto los errores (para su sector) así como los de sectores opositores (como las burocracias sindicales en crisis), y donde finalmente “piden” (con el sentir de “aprovechar el momentum”) pasar ataques a la clase trabajadora.

Ante esta organización de la clase empresarial, son las y los trabajadores que deben mostrar su fuerza para no dejar pasar los ataques e ir por la conquista de sus demandas, no conformándonos con las concesiones que intenta entregar el gobierno empresarial de Piñera con la complicidad de las burocracias sindicales en crisis, principalmente manejadas por el PC y el FA. Mismo sector político que con sus parlamentarios, el bloqueo a la agenda del gobierno en el congreso y la búsqueda de demandas para los más oprimidos no puede pretender hacerse en el sentido de “unidad de la oposición”, si para esto se tiene que establecer lazos con partidos golpistas como la DC, que finalmente le votan por las reformas a la derecha.

Este 30 de Mayo, sectores como la CONFECH y NO+AFP han llamado a una movilización nacional, pero esta no puede quedar solo como un hito aislado de los movimientos de masas, sino como el inicio de un plan de lucha nacional con asambleas en los lugares de estudio y de trabajo, con avance hacia un paro activo por la conquista de nuestras demandas a través de un pliego único que exija poner fin a los despidos mediante su prohibición por ley, exigir un salario mínimo acorde a la canasta familiar, un sistema previsional de reparto tripartito y solidario gestionado por trabajadores y jubilados, y la reducción de la jornada de trabajo 30 horas semanas, 5 días a la semana y 6 horas diarias, sin reducción de salario, para que todas y todos tengamos trabajo, tal como lo han propuesto Nicolás Bustamante, Barbara Brito y Dauno Tótoro, referentes del Partido de Trabajadores Revolucionarios. Y es que con la unidad de la clase trabajadora, el movimiento de mujeres, el movimiento estudiantil, los pueblos originarios y todos los sectores oprimidos, podemos ser capaces de derrotar las reformas de Piñera, y los ataques de la clase empresarial que solo busca aumentar sus ganancias a costa de nuestras vidas.

Te podría interesar: "Necesitamos derrotar las reformas de Piñera en las calles y con un plan de lucha"






Temas relacionados

Reforma Tributaria   /   Chile Vamos   /   Tiempos difíciles   /   Política Chile   /   Sebastián Piñera   /   Sofofa   /   Empresarios   /   Economía Nacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO