Política Chile

EDUCACIÓN

Ministerio de Salud levanta restricción a los establecimientos educacionales

El día de ayer fue publicado en el diario oficial, la Resolución N° 635 del Ministerio de Salud donde “dispone medidas sanitarias que indica por brote de COVID-19 y modifica Resolución N° 591 del Ministerio de Salud.” En esta nueva resolución se “permite el funcionamiento de los establecimientos de educación parvularia, básica y media”

Sábado 8 de agosto

Según lo establece la nueva orden del Ministerio de Salud: “Se permite el funcionamiento de los establecimientos de educación parvularia, básica y media, previa autorización de reanudación de clases presenciales de la Secretaría Regional Ministerial de Educación correspondiente, debiendo cumplirse con la normativa, instrucciones y protocolos emitidos por el Ministerio de Salud, con el objeto de asegurar las condiciones sanitarias de los establecimientos educacionales."

En una entrevista para radio Agricultura el Ministro de Educación, Raúl Figueroa, señaló: "no es una medida que opere para todo el país, sino que opera en aquellos territorios que están en una fase más avanzada de desconfinamiento, específicamente en el paso 4", agregó “eso implica que los establecimientos que voluntariamente deseen volver a las clases presenciales ya no tienen restricciones” (...) "Por lo tanto, lo que tienen que hacer es solicitar solo al Ministerio de Educación la autorización para que, luego de verificarse que se cumplan con todos los protocolos sanitarios y las medidas de organización interna, se pueda de manera segura, voluntaria y gradual, ir reabriendo las escuelas en esos territorios"

Según plantea la resolución y las palabras del ministro, son las y los sostenedores quienes deben solicitar la autorización de funcionamiento. Al día de hoy no existe ninguna instrucción ministerial para volver a clases ¿Por qué? porque al día de hoy no hay certeza de que la trazabilidad del virus está controlada.

Así de indolente es el gobierno de Piñera quien a costa de la vida de las personas buscan retomar la "normalidad" para resguardar los intereses empresariales. Necesitan que los establecimientos educacionales vuelvan a funcionar para que las personas tutores de les estudiantes puedan volver a trabajar “tranquilos y tranquilas” mientras les jóvenes están “seguros y seguras” en las escuelas. Juegan con la necesidad y la vida de las familias.

“En este momento, la voluntariedad para reabrir es importante, porque permite combinar la necesidad de generar un espacio de protección en las escuelas con la escucha de las inquietudes de las comunidades”, señaló Figueroa según diario La Tercera. Es decir, para sostener su idea del retorno a clases, el ministerio insiste en la excusa de que la escuela es un “espacio de protección” para les niñes y jóvenes versus un hogar que les violenta, pero a la fecha el Estado de Chile no contempla ninguna estrategia y no toma ninguna medida para atacar un problema que resulta ser una expresión cultural y que es reproducida por nuestra sociedad. Grotescamente se usa como excusa para reactivar la economía de los ricos, esa de los monopolios y las transnacionales.

Entre protocolos y Kit iniciales

En la entrevista para Radio Agricultura, Figueroa fue consultado sobre quién estará a cargo de fiscalizar las reaperturas a lo que señaló "primero, los protocolos sanitarios que se elaboraron con el Ministerio de Salud que apuntan tanto a la limpieza, a la desinfección, como también a las medidas que deben tomarse en los establecimientos durante la operación. Ésos se entregan a los establecimientos y luego se va verificando el cumplimiento desde los órganos fiscalizadores de educación, que es la Superintendencia de Educación" (...) "el eje fundamental de cualquier proceso de apertura es la seguridad y, por lo tanto, ningún colegio va a operar si acaso no se cumplen ahí con las medidas sanitarias que se exigen. Además, a los colegios que voluntariamente opten por abrir el Mineduc les hace llegar "un kit sanitario inicial” con mascarillas para todos los alumnos, escudos faciales para los docentes y los asistentes de la educación, termómetros para que puedan medir la temperatura al inicio o durante el período de las clases, alcohol gel".

Es decir, el Mineduc sólo hará llegar “protocolos”, y los establecimientos que voluntariamente abran recibirán un “Kits inicial” ¿Es esto suficiente para enfrentar un retorno a clases cuando hay un virus con trazabilidad perdida?

Los y las trabajadoras de educación conocemos perfectamente la realidad que impera en los establecimientos educacionales, ya sean del sector público o particular subvencionado, y sabemos que los establecimientos educacionales no cuentan con los recursos materiales para hacer frente a la sanitización, constante, de los espacios, y mucho menos de proveer periódicamente los elementos de protección personal para toda la comunidad. La vuelta presencial a clases en un contexto de pandemia no es una prioridad y mucho menos puede ser una opción cuando no están aseguradas las condiciones de seguridad.

Desde marzo a la fecha el ministerio ha demostrado que no le interesara la educación de les niñes y jóvenes, de ser así hubiese destinado todos los recursos necesarios para que les estudiantes y trabajadores de la educación puedan acceder a los elementos materiales, mínimos, que se requieren para el trabajo a larga distancia, pero no, dejó que la lógica del “sálvese quien pueda” primara. Hoy la educación en Chile dejó de ser gratuita, sino puedes costear tu internet el Estado no te permite acceder a ella.






Temas relacionados

Covid-19   /   MINEDUC   /   Educación pública   /   Política Chile   /   Ministerio de Educación   /   Educación privada   /   Educación gratuita   /   Educación

Comentarios

DEJAR COMENTARIO