Cultura

SEMANARIO IDEAS DE IZQUIERDA

Novecento: cine, poesía y lucha de clases

Domingo 2 de diciembre

Fotomontaje: Juan Atacho

El pasado 26 de noviembre el cine social y político perdió un importante referente. Ha muerto Bernardo Bertolucci, el cineasta que retrató las consecuencias del capitalismo y las diferencias de clase en gran parte de sus películas. Su cine fue para él tanto poesía como política, y se apagó su cámara a los 77 años en Roma, después de una larga enfermedad.

Nació en Parma, Italia, el 16 de marzo de 1941, y a los 15 años recibió de regalo una cámara de 16mm. Fue director, poeta, productor, autor de grandes películas como Antes de la revolución, El conformista, Último tango en París, La estrategia de la araña –basada en el cuento de Jorge Luis Borges “Tema del traidor y del héroe”–, El último emperador, con la que ganó nueve premios Oscar incluyendo el de mejor director, Los soñadores y la destacada obra Novecento, film con el que relata la historia de Italia a partir del enfrentamiento entre clases sociales.

Novecento, realizada en 1976, es una inolvidable película que de forma dramática realiza un recorrido político y social por la historia de la Italia desde principios a mediados del siglo XX. Bertolucci narra magistralmente el ocaso del sistema feudal, el nacimiento y ascenso del fascismo italiano, y la creciente ideología comunista en los trabajadores y campesinos.

La película se estructura a través de la historia de dos personajes: Olmo (Gerard Depardieu), hijo de trabajadores rurales; y Alfredo (Robert De Niro), hijo y nieto de un terrateniente (Burt Lancaster), que nacen el mismo día, el 27 de enero de 1901. Sus vidas recorren los principales acontecimientos políticos y sociales. La explotación de los campesinos y trabajadores y la expansión de las ideas comunistas, la Primera Guerra Mundial y especialmente el surgimiento del fascismo, ideado y sostenido por los capitalistas. Attila Mellanchini (Donald Sutherland), es un "camisa negra", el personaje encargado de representar a los patrones fascistas.

La historia describe el surgimiento del fascismo, y los intereses de clase que representa, como también el odio y la resistencia que despierta entre obreros y campesinos influenciados por el Partido Comunista. En los diálogos de una importante escena se realiza una definición contundente:

Los fascistas no son como los hongos, que nacen así en una noche, no. Han sido los patronos los que han plantado los fascistas, los han querido, les han pagado. Y con los fascistas, los patronos han ganado cada vez más, hasta no saber dónde meter el dinero. Y así inventaron la guerra, y nos mandaron a África, a Rusia, a Grecia, a Albania, a España,... Pero siempre pagamos nosotros. ¿Quién paga? El proletariado, los campesinos, los obreros, los pobres.

También están sugeridas las críticas a la dirección stalinista, que en una de las escenas, como parte del Comité de Liberación Nacional, llama a entregar las armas a obreros y campesinos insurrectos en la segunda posguerra.

La película cuenta con un destacado elenco: además de los mencionados Robert De Niro, Gérard Depardieu, Burt Lancaster y Donald Sutherland, participan Dominique Sanda, Francesca Bertini, Sterling Hayden, Stefania Sandrelli, todos muy jóvenes y en los inicios de su carrera. A su vez cuenta con la banda sonora del genial Enio Morricone y la fotografía de Vittorio Storaro.

Producida paradójicamente por tres grandes de la industria cinematográfica: Paramount, Fox y United Artist con más de cinco horas de película, en dos partes, era poco atractiva para los valores comerciales mercantilistas. La potencia de esta película fue también reconocida por sus adversarios político-ideológicos; así al momento de opinar sobre la distribución en las pantallas de Estados Unidos, el presidente de la Paramount la boicoteó declarando "hay demasiadas banderas rojas".

Distintas situaciones son valiosas escenas cinematográficas, la huelga, los esquiroles, la violencia, el partido, la conciencia de clase, el antagonismo, el rol de la mujer en las luchas, entre otros, son elementos que cruzan los distintos momentos de esta película, y que pueden ser narrados a través del humor hasta el drama extremo, pasando por escenas de amor o acción, que como la vida misma son parte de esta gran obra.

Los principales acontecimientos históricos que destaca la película son la muerte de Verdi, músico de opera, una metáfora para un cambio de la cultura nacional-burguesa de esa época, la huelga agraria de 1908, la Primera Guerra Mundial, la creación del PC d´I (Livorno, 1921), el golpe de Estado de los fascistas y Mussolini (1922), la prohibición del PC d´I (1925), la Segunda Guerra Mundial, el día de la liberación (25 de abril 1945) y la derrota del fascismo.

Novecento es como una tragedia griega, donde se muestran las pasiones y las miserias del ser humano. La historia y los sufrimientos de los obreros y campesinos italianos es la historia de todos los explotados, eso es lo que logra trasmitir la película, que a pesar del paso de los años, conserva una gran actualidad.

Bertolucci dió sus primeros pasos en el cine a los 20 años como asistente de Pier Paolo Pasolini, y desde ese momento no dejó de producir destacadas películas. Por otro lado, la figura que el cineasta construyó a través de su obra se vió también empañada en los últimos años por la denuncia que realizó María Schneider, protagonista de Último tango en París. La actriz planteó que había sido engañada al momento del rodaje de una escena de agresión sexual que no estaba en el guión original. Bertolucci, a los 76 años, admitió este hecho que causó un fuerte repudio en un marco de crecientes denuncias por violencia de género en el ámbito cinematográfico.

La historia del cine atraviesa múltiples ángulos y personalidades, directores, actores, músicos, técnicos, espectadores, géneros, formatos, lenguajes. Grandes y pequeñas historias con destacados aportes y también con las mismas miserias que habitan este mundo. En este torbellino hay obras que se destacan y perduran porque a través de su poesía y sus imágenes son capaces de conmover y hacer vibrar a miles de almas, Novecento de Bernardo Bertolucci es una de ellas.






Temas relacionados

Bernardo Bertolucci   /   Cine italiano   /   Fascismo   /   Revolución   /   Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO