Juventud

EDUCACIÓN

Simce: Evaluación de aprendizaje que aborda el logro y las habilidades

Martes 22 de mayo de 2018 | 12:17

La educación chilena hace varios años viene buscando un acomodo real con respectos a los desarrollos educativos mediante una prueba que se desarrolla en diferentes ciclos en las escuelas. Desde 2° básico hasta 2° medio. Esta evaluación es un producto que se impuso en el régimen encabezado por Augusto Pinochet y sustentado legalmente en una constitución antidemocrática y neoliberal, adoptada estructuralmente por el estado chileno.

Sin embargo, bajo este gobierno estas reformas fueron canalizadas bajo un termino de “modernización” y se disminuyó de manera drástica el gasto a las escuelas públicas. Es en este período que comienza la competencia con los colegios privados encabezado por Alfredo Prieto, ministro de educación.

En ese período, ya alertaba de una necesidad de contar con un sistema de evaluación del sistema educativo en Chile, la prueba SIMCE.

¿CUÁL ERA EL OBJETIVO DE LA PRUEBA SIMCE?

Ante el nuevo gobierno de Patricio Aylwin (1990-1994) se modificaron ciertos lineamientos del programa dentro de la reforma educacional (JEC). Estos fueron; Jornada escolar completa, que se empezó a implementar en el año 1997 durante la gestión del ministro José Pablo Arellano y también, en el gobierno de Eduardo Frei Ruiz-Tagle a través de la ley 19.532

“NUEVO PERÍODO EN LA EDUCACIÓN”

Un 21 de mayo del año 1996 en un discurso en el congreso nacional, el presidente Eduardo Frei anunciaba la jornada escolar completa de la siguiente manera.

“Si queremos calidad en nuestra educación, necesitamos más tiempo de nuestros alumnos en clases; más tiempo para que nuestros profesores trabajen en los aspectos pedagógicos y de la reforma curricular; más tiempo para actividades de apoyo de trabajo y recreación de los alumnos. Esta medida favorece especialmente a todos aquellos niños y jóvenes que carecen de un espacio pedagógico en sus hogares”.

La jornada escolar se justificó por dos motivos.

1- Para mejorar los aprendizajes: “Más tiempo en los establecimientos es más positivo el aprendizaje”
2- Para lograr la equidad en la educación: Ya que la JEC permitiría atender la población de alto riesgo social y educativo.

“¿MAS TIEMPO EN LOS ESTABLECIMIENTOS, MAS APRENDIZAJES?”

En el mismo estudio del año 2005 se menciona que el agotamiento de estudiantes y profesores se sitúa como uno de los principales problemas de haber aumentado el horario escolar en 200 horas (promedio al año), equivalente a 6 semanas adicionales de clases para el 34% de los docentes de educación media encuestado. En términos de gastos, esto ha implicado un gasto promedio cercano a 2.500 millones de dólares a lo largo de los años de la implementación de la jornada escolar completa.

Expertos de la universidad de Chile han apuntado a que la JEC ha tenido efectos reducidos en los aprendizajes vinculados a la prueba SIMCE y que no permite a los docentes realizar un trabajo pedagógico innovador.

MADRES TRABAJADORAS V/S SISTEMA EDUCATIVO ACTUAL

Si para los docentes es una problemática significativa en los colegios y en salas de clases, que les queda a las mamás trabajadoras?

Mas allá del compromiso que hay en las escuelas y con los docentes para sus alumnos la distribución de las responsabilidades de las madres trabajadoras se ve frenada por el poco tiempo que se genera entre hijos estudiantes y madres trabajadoras. El poco tiempo que les queda a las madres trabajadoras como apoyos de sus hijos e hijas hacen de cierta manera un desgaste emocional y laboral en conjunto con el desgaste que le producen al mismo tiempo a sus hijos falta de cierta manera a lo que deberían entregar en todo tiempo en los que puedan aportar también en el ámbito educacional con los docentes y no dejar toda la pega para ellos, por no poder aportar en la temática de enseñanza y aprendizaje.

Que es lo que se busca realmente con las jornadas completas en las escuelas, potenciar o debilitar el aprendizaje y el conocimiento par nuestros niños y jóvenes en el proceso de educación que de cierta manera el avance real no se ha logrado y esto se refleja en la evaluación del SIMCE, más allá de lo que se evalúa en el contexto de conocimientos también se potencia la competencia de géneros entre niños y niñas, jóvenes y las jóvenes eso también debe pasar a segundo plano mediante a lo que también a hecho la educación sexista y patriarcal en la educación chilena.

Queda en evidencia que el desgaste de estas evaluaciones lo único que genera es el poco compromiso al momento de querer avanzar en la brecha educacional de lo público y lo privado.






Temas relacionados

Educación en crisis   /   SIMCE   /   Ministerio de Educación   /   Educación   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO