www.laizquierdadiario.cl / Ver online
La Izquierda Diario

Sábado 20 de Abril de 2019

Twitter Faceboock

CRISIS VENEZUELA
Crisis en Venezuela: ¿El Frente Amplio a la espera de Piñera?
Eton

La crisis en Venezuela, viene generando importantes roces y fricciones en la Oposición. En el caso del Frente Amplio, las diferencias internas se han hecho notar de manera evidente, y la Mesa Nacional ha optado el pasado jueves, por ir a La Moneda, y entregarle una carta al presidente Piñera, en busca de un pronunciamiento en pos del "diálogo" y la "democracia".

Link: http://www.laizquierdadiario.cl/Crisis-en-Venezuela-El-Frente-Amplio-a-la-espera-de-Pinera

FOTO: La Tercera

Hemos visto durante las últimas semanas como la actual crisis en Venezuela, que ha detonado un fuerte injerencismo imperialista encabezado por Estados Unidos, apoyando al autoproclamado “presidente encargado” de Venezuela, Juan Guaidó, viene generando importantes fricciones en la Oposición. Es así como desde la ex Nueva Mayoría, hasta el Frente Amplio, una serie de debates vienen produciendo divergencias al interior de dichas coaliciones o partidos.

¿Cuál es la relevancia del golpismo imperialista en el Frente Amplio?

En el caso del Frente Amplio se ha vuelto aún más problemática la situación, tomando en cuenta, que al interior de él conviven por una parte sectores que haciéndole un favor al discurso de Trump y el reaccionario grupo Lima, han señalado su posición de la salida de Maduro del gobierno, prácticamente invisibilizando los intereses proimperialistas y golpistas que se juegan en el conflicto, dejándolas en un segundo plano, como han sido las posiciones de Revolución Democrática (RD) y el Partido Liberal (PL), planteando como respuesta la necesidad elecciones supuestamente “libres” y “democráticas” como señaló hace unos días el diputado RD, Pablo Vidal, o el directo pronunciamiento del PL en contra del gobierno de Maduro, donde una de sus figuras parlamentarias, el diputado Vlado Mirosevic decidió retirarse del grupo de asuntos internacionales del Frente Amplio, pidiendo su disolución.

Diferencias y fricciones al interior de sus partidos

Y si no bastara con las diferencias entre las colectividades y partidos del FA, al interior de estos también se pueden visualizar importantes diferencias, como la posición del diputado del Movimientos Autonomista (MA), Gabriel Boric quien se refirió a un “doble estándar” en materia de Derechos Humanos frente a la situación venezolana, en cambio su compañero de colectividad, el diputado Diego Ibañez, ha manifestado su respaldo al gobierno de Maduro, apostando al “diálogo pacífico” y a las “negociaciones democráticas”. Cuestión parecida se da en el caso de del nuevo partido “Comunes” donde una de sus referentes, Karina Oliva manifestó que “al interior del FA hay un grupo reducido que apoya a Maduro”, cuestión distinta de su compañera Claudia Mix, quien respalda al gobierno venezolano, tomando como base su participación como observadora en los comicios eleccionarios.

El Frente Amplio a la espera de Piñera

Es en ese contexto que la mesa nacional del FA, entre ellos el dirigente sindical, Cristian Cuevas, fueron el jueves hasta el Palacio de La Moneda, con la intención de entregar una carta al presidente Sebastián Piñera, solicitándole tomar una decisión que “potencie el diálogo” en el marco de lo que han sido las posiciones del gobierno mexicano de López Obrador, y el gobierno de Uruguay de Tabaré Vázquez, en lo que se ha llamado el “Mecanismo de Montevideo”.

Es así como en el documento manifiestan que es “urgente” enmendar la línea del gobierno y “retomar la senda de intermediación y el diálogo de las partes en conflicto”, según señala el medio La Tercera, agregando que “la línea actual del gobierno allana el camino hacia una guerra civil o a una eventual intervención extranjera, lo que es de suyo contradictorio con el principio de solución pacífica y de autodeterminación que subyace en el ordenamiento jurídico internacional, y que nuestro país proclama defender”.

Esto muestra como el Frente Amplio, incluso en sus sectores más críticos de la línea tomada por el gobierno, como ha sido la tónica de su política, ha buscado el pronunciamiento de un gobierno claramente reaccionario, y uno de los principales integrantes del denominado “Grupo Lima”, con su política injerencista, imperialista y golpista, que claramente vela por los intereses de los capitalistas que buscan posar sus garras en Venezuela.

Otra alternativa a los dos campos

Sin embargo, esta dicotomía, entre los partidarios del imperialismo por un lado, y los partidarios del gobierno de Maduro por otro, muestra consigo una paulatina adaptación a una salida de “diálogo” y “democracia”, que en ningún sentido conlleva a una salida estructural a la crisis a la que se ha visto empujado el pueblo trabajador venezolano. La política ajustadora hacia la clase obrera y sectores populares, se ha manifestado concretamente por medio de Guaidó y sus encargados, más allá de su hipócrita sensibilidad representada en su discurso de “ayuda humanitaria”, que no es otra cosa que avanzar en la política golpista orquestada desde Washington.

Tal situación vuelve urgente una salida totalmente independiente al golpismo norteamericano y la defensa irrestricta del gobierno venezolano. Una asamblea constituyente basada en la movilización, con una real participación de la clase obrera y sectores populares en conjunto con un plan de emergencia de cara a las necesidades del pueblo trabajador, debe plantearse como una necesidad concreta ante la crisis en Venezuela, que día tras día expresa, que de una sensibilidad por los derechos humanos no tiene nada, y lo que realmente está en cuestión es la repartición de una zona estratégica para los grandes capitalistas a nivel nacional e internacional, que buscan posar sus garras.

 
Izquierda Diario
Síguenos en las redes
/ Laizquierdadiariochile
@lid_chile
www.laizquierdadiario.cl / Para suscribirte por correo, hace click acá