×
×
Red Internacional

CRISIS EN EL MUNDO SINDICAL. Cuánto afecta realmente el congelamiento del Colegio de Profesores a la CUT

Si revisamos el “Padrón oficial de organizaciones acreditadas” hacia el 11º Congreso, nos podemos hacer una idea de la relevancia que tiene la decisión del CdP, de congelar su participación en la CUT, para el destino de ésta.

Juan ValenzuelaProfesor de filosofía. Partido de Trabajadores Revolucionarios.

Lunes 6 de febrero de 2017 | 00:00

Según el documento, publicado antes del Congreso, entre confederaciones, federaciones, sindicatos, asociaciones, CUT provinciales y zonales y el Consejo Directivo Nacional; participaron un total de 122 organizaciones, con 572 delegados representando a 196.889 trabajadores.

El peso numérico del Colegio de Profesores en la CUT

¿A cuántos delegados, según este documento, tuvo derecho el Colegio de Profesores (CdP)en el Congreso de la CUT? A 98 delegados. ¿A cuántos trabajadores representaban estos 98 delegados? A 48.506 “socios acreditados en tesorería”.

Es decir, el CdP, solo, representa alrededor de un cuarto del total de afiliados a la CUT. Acá, la cantidad podría transformarse en calidad. Lo que ocurra luego del congelamiento será determinante para el destino de la CUT. No es indiferente para ésta que una organización que representa un cuarto de sus afiliados, termine retirándose.

Pero, eso todavía no ocurre. El propio Mario Aguilar, respondiéndole a Bárbara Figueroa y Jaime Gajardo, que emitieron una declaración en El Siglo criticando el congelamiento, intentó clarificarlo: “Nosotros -declaró hace unos días a Radio U. de Chile- no nos hemos salido de la CUT, ojo. Congelaciones ha habido muchas veces de distintos gremios. Esto no es salirse, ni romper la Central, ni nada por el estilo (…) Nosotros ahora dejamos de participar de la CUT. No asistimos a los eventos, congresos, reuniones, etc… Esperamos producir un remezón porque hoy la CUT defiende más los intereses de los grupos de poder que los intereses de los trabajadores. Y todo lo que hacemos, que parece muy duro y fuerte, tiene el propósito de que se corrijan los graves problemas que existen.”

Sin embargo, de no enmendarse el rumbo en la CUT, Aguilar preanuncia una “crisis terminal” de ésta. Indudablemente, será crucial lo que ocurra con las asambleas nacionales de la ANEF y la Confusam, a realizarse en mayo y agosto, respectivamente. La primera organización acreditó a 35.000 representados en el 11º Congreso, mientras que la segunda a 4.166. Es decir, si estas organizaciones continuaran el rumbo del Colegio de Profesores y decidieran congelar, la CUT vería peligrar casi la mitad de su “base de representación”.

Lo que está en juego

Acá no se trata sólo de disputas entre algunos dirigentes. No se trata de unos caudillos que quieren armar “su propia central” y no tener que discutir “tanto” con el PC, el PS y la DC. Lo que comienza a ponerse en juego, son dos cosas: la vida de la CUT y la posibilidad objetiva de una nueva central que una al mundo de los sindicatos.

En relación a lo primero, hay que señalar que la CUT continúa viva. Todavía tiene una cierta capacidad de convocar, en su seno hay organizaciones potentes como la Confederación de Trabajadores Metalúrgicos, de la Industria y de Servicios, CONSTRAMET, que representó en el Congreso de la CUT a 13.798 socios, y que tenía derecho a 28 delegados. Durante las jornadas de movilización convocadas por la CUT el 2016, mostró una cierta fuerza moviendo a 2.000 trabajadores en su mayoría jóvenes, en la zona norte industrial de la Región Metropolitana. Esta Confederación la dirige el Partido Comunista. En la ANEF, el PC ganó las últimas elecciones y por supuesto desarrollará una fuerte resistencia para que la asociación no congele su participación en la Central.

Pero, el congelamiento del Colegio de Profesores ya pone a la CUT en grandes aprietos. A esta situación la han conducido dirigentes como Bárbara Figueroa, Nolberto Díaz y Arturo Martínez. Con su altanería burocrática de mirar por encima del hombro a los movimientos sociales más dinámicos del país como el NO+AFP o el NiUnaMenos y su resistencia a implementar el voto universal el 2017 apelando a argumentos falaces repetidos durante años; sólo merman la legitimidad de la CUT en el mundo sindical y de los trabajadores. ¿No se dan cuenta? Son vistos como meros agentes de un gobierno deslegitimado.

En este escenario fluido en el mundo sindical, no sería sorprendente que emerjan voces que comiencen a plantear la necesidad de construir otra central sindical. El hecho de que en el movimiento de subcontratados del cobre exista un proceso de reorganización en cierto modo análogo, con sectores como el Frente de Trabajadores Nelson Quichillao de Cristián Cuevas planteando que hay que salirse de la Confederación de Trabajadores del Cobre (CTC) y formar otra confederación, contribuye al desarrollo de más condiciones para propiciar un debate así. De hecho, el propio Cuevas, según informa Radio U. de Chile, habría señalado que como Frente Quichillao “realizarán en marzo un congreso para definir si lucharán por generar espacios dentro de la misma institucionalidad de la CUT o ir a la construcción de un nuevo espacio sindical para los trabajadores de Chile”.

A coordinar la unidad: por una nueva Central Única de Trabajadores

El escenario se torna enormemente fluido en el mundo político-sindical, las posibilidades se abren. Los partidos que dirigieron históricamente al movimiento obrero, profundizan su crisis. Y no está claro que terminará de ocurrir con el proceso de crisis de la CUT: su revitalización depende del surgimiento de tendencias antiburocráticas, clasistas y combativas en el movimiento obrero, y de la relación concreta que se establezca entre estas tendencias y la CUT. Combatir el peligro de dispersión inherente a un momento de crisis como el actual, es posible si impulsamos la pelea por coordinar nacionalmente a las organizaciones sindicales y de trabajadores, a las que actúan dentro de la CUT y a las que actúan por fuera, con el fin de aunar fuerzas en pos de poner en pie una nueva Central Única de Trabajadores. Es una pelea que nos disponemos a dar desde el PTR.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias