×
×
Red Internacional

Retiros AFP.Discusión sobre el cuarto retiro de las AFP se toma la agenda política de todos los sectores

A pesar de que el cuarto retiro no soluciona de fondo la crisis que hoy se vive, es un derecho democrático que las y los trabajadores que puedan contar y administrar sus propios fondos.

Antonio PaezDirigente Sindicato Starbucks Coffe Chile

Lunes 13 de septiembre | 02:53

En la previa al 18 y 19 de septiembre, nuevamente el congreso tendrá una intensa semana en torno al debate sobre el cuarto retiro de las AFP. A pesar de que el gobierno ha intentado, incluso mediante amenazas, frenar su discusión, este sigue avanzando y se espera que este 15 de septiembre se cierren las posibles indicaciones al proyecto.

El debate que ha ocurrido en todos los sectores políticos entorno al cuarto retiro del 10% de las AFP, ha tenido diversas aristas, aunque todas confluyen en una:Que cualquier crisis la pagará el pueblo trabajador y no los grandes empresarios.

Luego del estallido de octubre y en los peores momentos de la pandemia, el congreso discutió ampliamente la posibilidad de un pequeño impuesto a las grandes fortunas, pero al parecer, este proyecto podría enfurecer a las familias más ricas del país, por lo que dicho proyecto, se guardó en un cajón del Senado.

En un parlamento lleno de representantes de empresarios era más fácil aprobar un proyecto que utilizara los fondos de los y las trabajadoras para paliar la crisis. Además, aprovechando el total rechazo al sistema de las AFP, parlamentarios de todas las bancadas hacen de la votación de estos proyectos un concurso de popularidad con tal de evitar tocar los intereses de quienes les financian sus campañas.

¿Son los retiros el camino para terminar con las AFP?

Un sector del congreso ha intentado legitimar el uso de los retiros como una forma de “terminar” con el sistema de las AFP, pero en ningún momento han hablado de tocar realmente los intereses que hay tras estas: Los bancos, las grandes multinacionales y los principales grupos económicos del país.

Fomentando los retiros, solo han provocado que sean las familias trabajadoras quienes tengan que cubrir con sus ahorros los gastos en los que tuvieron que incurrir durante los días más difíciles de la pandemia.

La verdad, es que ellos no esperan terminar con las AFP, solo esconden su interés para que no sean las grandes empresas quienes paguen la crisis, y esto se refleja particularmente en la derecha, la cual presta rápidamente sus votos por un poco de popularidad.

Mientras los y las diputadas del Frente Amplio intentan ganar sus credenciales de "gobernabilidad" apoyando instituciones como el Banco Central, tal y como, lo manifestó públicamente Gabriel Boric, o Giorgio Jackson, hablando de "indicaciones" al proyecto de cuarto retiro para "corregir desigualdades", mientras tanto, son las empresas las cuales siguen llenándose los bolsillos a costa de la precarización laboral.

Te puede interesar: Boric aprobará cuarto retiro con letra chica ¿Haciéndole caso al banco central?

Para acabar con las AFP es necesario otro sistema dirigido por trabajadores y pensionados.

El camino de los retiros de los fondos de pensiones, es para que la clase trabajadora siga pagando los costos de la crisis, pero bien sabemos, que lo que hace falta para terminar con las AFP, es un sistema de reparto, solidario, tripartito, bajo control de los y las trabajadoras y jubilados.

Para paliar las necesidades de las grandes mayorías, hará falta avanzar en una salario mínimo de 500 mil pesos, que se ajuste según la inflación que viene golpeando a las familias más pobres. Para combatir la cesantía hace falta reducir la jornada laboral a 6 horas al día, por 5 días a la semana y con el reparto de las horas de trabajo entre ocupados y desocupados.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias