×
×
Red Internacional

Diversas críticas surgieron tras el intento de la presidenta UDI, un partido históricamente contra los derechos de las mujeres, de apropiarse del "feminismo".

Miércoles 13 de marzo de 2019 | 07:15

El día lunes 11 de marzo, el diario derechista La Segunda sacó un titular que ponía en principal a la presidenta de la UDI, Jacqueline Van Rysselbergue diciendo: “No vamos a entregarle a la izquierda las banderas del feminismo”, y donde Jaime Guzmán, uno de los cerebros de la dictadura, aparecía detrás en una foto.

Entrevistada por el diario La Segunda tras la histórica movilización del 8 de marzo del movimiento de mujeres, la derecha busca subirse hipócritamente sobre una ola de la cual había hace pocos días salió a criticar por diversos medios.

Dentro de la entrevista, Jacqueline Van Rysselberghe se dice “profundamente feminista”. Dice que: “No vamos a entregarle las banderas del feminismo a la izquierda, porque en la derecha hay muchas mujeres que buscan sentirse representadas. De lo que se trata es de la lucha por la igualdad de las mujeres con los hombres”

Sin embargo, esta voltereta no busca desarrollar la lucha y demandas de las mujeres contra la opresión patriarcal, ni mucho menos de las mujeres trabajadoras y pobres que sufren la explotación, precariedad y miseria que este sistema arroja sobre ellas. Sistema que se ha sostenido de la mano de grandes empresarios, de gobiernos y de la Iglesia, todas instituciones de las cuales la UDI y la derecha son aliadas y representantes.

La UDI no solo se ha opuesto a las movilizaciones, sino que ha sido garante de los salarios de hambre con el sueldo mínimo que ganan principalmente las mujeres trabajadora; que han apoyado la precariedad laboral con el subcontrato y otras formas de precarización; y que sostienen hasta las AFP que mientras ganan millonarias ganancias, mantienen pensiones de miseria para las y los jubilados, donde las mujeres jubiladas son las que peores pensiones pagan.

Esta hipocresía de la derecha buscar disputar las banderas del feminismo para mantenerlo dentro de los marco de este sistema que reproduce la opresión patriarcal de la mano de la explotación capitalista, y con ello, que las mujeres trabajadoras, jóvenes y mujeres, no cuestionen su sistema.

Una nueva volterera hipócrita de un sector que históricamente se ha opuesto a la lucha del movimiento de mujeres, pues tienen miedo que este masivo e histórico movimiento de mujeres pase a cuestionar profundamente este régimen social de opresión y explotación sobre millones, donde las mujeres sufren sus peores consecuencias.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias