Política Chile

Mary Anastasia O’Grady: La periodista neoliberal que está en contra de cambiar la constitución en Chile

Mary Anastasia O’Grady o Mary O'Grady es una periodista, editora y columnista estadounidense que hace unos días publicó una columna titulada “La misión suicida de Chile”, donde se va en picada contra el proceso constitucional que se abrirá este 25 de octubre amenazando que "la nueva Constitución sea un desastre incoherente".

Nathaly F. Torres

Directora Sindicato Nacional Easy y militante de Sin Sección

Viernes 23 de octubre

Para las campañas del terror los políticos, profesionales e ideólogos de derecha son expertos. Vimos toda la campaña criminalizadora desatada desde el 18 de octubre del 2019 contra las manifestaciones, también los leímos en sus argumentaciones contra el retiro del 10% y lo hemos visto durante toda la campaña por el rechazo. Y es que su forma de hacer política es generar miedo, tal cual lo hicieron con su campaña propagandística del “Sí” durante los años 80.

Es en esta misma línea que la periodista Mary O´Grady, de origen estadounidense y que claramente nunca ha vivido en Chile, publicó hace unos días una escandalosa columna de opinión titulada “La Misión Suicida de Chile”, en Wall Street Journal (medio dedicado a mostrar las posturas de los distintos sectores capitalistas), donde a través de una serie de generalizaciones, defensas absurdas al sistema neoliberal y sin conocer en su totalidad la situación política y social del país, se va en picada contra del proceso constituyente que se abre este 25 de octubre luego del estallido social.

“Es probable que una nueva Constitución haga al país más pobre, más corrupto y menos libre", declara en su artículo. Esto mientras defiende a rajatabla el modelo con datos como que desde 1990 la pobreza bajó de un 68% al 9% en país, sin embargo, sin un análisis profundo de las cifras lo único que hace es seguir perpetuando una idea falaz del “milagro chileno”, idea que voló por los aires el pasado 18 de octubre del 2019 donde quedó al descubierto, no solo el profundo malestar de la población, sino también los mitos de esta absurda argumentación. No entraremos en detalles en esta nota, sin embargo, es importante recalcar que el modelo neoliberal chileno lo que ha precipitado es el enriquecimiento de una minoría por sobre el endeudamiento de la mayoría de las familias trabajadoras y pobres. Un artículo publicado en abril de este año por CIPER Chile evidencia que de cada 10 pesos que ingresan del salario de una familia promedio, 7 son ocupados para el pago de deudas.

Te recomendamos leer: Los mitos del capitalismo chileno

Y es que leer a O’Grady es leer a alguien que no entiende nada de lo que ha sucedido en Chile durante el último año, es como leer a cualquier periodista neoliberal por allá por principios del 2019 donde todavía había una idea en el mundo político y neoliberal que Chile seguía siendo “el jaguar de Latinoamérica”. Ella hace un llamado a seguir defendiendo el modelo, es más, emplaza al mismo Piñera a ser “un defensor de la ley, no sólo de la ley y el orden, sino también del modelo de mercado”.

Frente a su postulado que un proceso de redacción de una nueva constitución puede ser un “desastre incoherente” es importante mencionar que lo único incoherente hoy es que continuemos habitando un Chile donde los abuelos mueran con jubilaciones de miseria luego de haber trabajado toda una vida o las personas fallezcan en las sala de espera, apropósito de una salud de mercado sin recursos para atender a la población.

Sin embargo, como todo en la vida hay una sección en la que acordamos con la señora O’Grady, quien indica que las expectativas de los habitantes de Chile para el proceso constitucional "son muy altas" y que pueden no ser acorde al resultado del proceso. Claro, siempre puede llegar a conclusiones correctas por las razones equivocadas. Y es que es verdad, las ilusiones que el proceso constituyente ha abierto son muy superiores a lo que hoy el proceso mismo es planteado. Las posibilidades de generar los cambios profundos al modelo se ven limitadas con todas las trampas y engaños que tiene el proceso constitucional, sin embargo, no tenemos porqué creer que esto es un obstáculo, todo lo contrario, puede ser un puente para retomar con más fuerza la lucha organizada por derribar este modelo neoliberal y capitalista que solo acumula desigualdad para las grandes mayorías.

Te puede interesar: Daniel Vargas: "Hay una lucha política por desenmascarar las trampas del proceso constituyente"

Quienes levantamos el Comando por una Asamblea Constituyente Libre y Soberana somos conscientes de esas trampas y por eso, si bien, aprobamos la primera papeleta, en la segunda nuestro llamado es a anular con una tercera papeleta que exprese esta posición política. Porque no basta con aprobar, sino que retomar el camino de la organización de los más amplios sectores obreros y populares y a través de la huelga general imponer nuestras demandas, justamente lo que la señora O’Grady advierte que no hay que hacer. Y es que para ella el modelo de miseria al que hemos estado expuestos durante años es el camino que deberían seguir profundizando los políticos y empresarios en Chile, nada más contrario a lo que millones expresamos repudiar desde hace ya un año.






Temas relacionados

apruebo   /   Política Chile   /   Periodistas   /   Plebiscito   /   Asamblea Constituyente libre y soberana

Comentarios

DEJAR COMENTARIO