Política Chile

CASO SENAME

Nuevo director de Carabineros se lava las manos en el caso de sargento que baleó a adolescentes en hogar del SENAME

Luego de que el sargento de carabineros John Mograve Villegas disparara a dos menores de edad del centro residencial del Sename Carlos Macera de Talcahuano, el nuevo general de carabineros, Ricardo Yañez, se desentiende de responsabilidades y deja a Tribunales que resuelva el caso.

Sábado 21 de noviembre | 08:37

El sucesor de Rozas, y también represor Ricardo Yañez, se refirió a lo ocurrido este miércoles en el centro residencial del Sename Carlos Macera de Talcahuano, señalando que tribunales deberá resolver si el uso de la fuerza del sargento Mograve fue “conforme a la agresión que se estaba viviendo en ese momento”.

Según un parte policial, carabineros llegó al centro residencial luego de que se informara de un supuesto niño descompensado y luego, cuando los funcionarios policiales ingresaron al lugar, alrededor de una decena de menores “comienzan a agredir a los funcionarios policiales con piedras y elementos contundentes, por lo que dos funcionarios hacen uso de su armamento de servicio. El sargento segundo John Mograve Villegas efectúa tres disparos con su pistola fiscal 9 milímetros, impactando en sus extremidades inferiores a dos menores, de 16 y 17 años (…) el cabo primero Javier Canales Canales, efectúa un disparo con el revólver fiscal calibre 38, sin ocasionar lesiones”.

Te puede interesar: No basta con la renuncia de Rozas, ¡Piñera es el principal responsable! ¡Juicio y castigo a los represores!

Yañez reconoce que “es otro el personal especializado el que debe intervenir por este tipo de eventos y no el personal de carabineros y eso lo tenemos sumamente claro” y a pesar de reconocer esto no inició una investigación en la institución por el hecho.

Desde el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH), Carolina Chang, jefa del INDH en Biobío, señaló que carabineros reaccionó de “manera desproporcionada”. Chang expresa que “ni siquiera a los adolescentes se les dio la oportunidad de ser reducidos de forma manual (...). ¿Es necesario el uso de un arma de fuego?”

Desde el gobierno, por supuesto, respaldan completamente a Carabineros, el subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli, declaró que "hay que ver las circunstancias (…) si el carabinero se vio en la necesidad de hacer uso de su arma de fuego, fue porque vio amenazada su integridad física o su vida".

También te puede interesar: Diputados UDI presentan proyecto de ley que busca encarcelar a quienes por redes sociales inciten odio a Carabineros y FF.AA.

Con el apoyo del gobierno de Piñera, Yañez con soltura desmarca a la institución de Carabineros de su responsabilidad en los hechos, apelando a las “circunstancias” y a la investigación de Tribunales. Pero lo cierto es que carabineros viola sistemáticamente los DD.HH de niñes y adolescentes así como lo hicieron durante la revuelta popular de octubre torturando, violando, asesinando y con un saldo de 400 mutilados oculares. Así como lo han hecho también durante décadas con el pueblo Mapuche, así como el mismo Estado viola actualmente los DD.HH de las y los presos políticos de la revuelta y de la misma forma que el SENAME viola los derechos de les niñes a los que dice resguardar.

SENAME y Carabineros: instituciones podridas que deben desaparecer

Las dos instituciones en cuestión tienen un triste historial de abusos, corrupción y violaciones a los DD.HH. Por esto mismo es que es necesaria la disolución de la policía, para terminar con el brazo armado del gobierno y los poderosos que sólo defiende los intereses de los que más tienen a punta de represión y balas a los más pobres.

No más SENAME, por la protección de todas las infancias es necesario que exista un sistema educacional y de hogares que sean directamente administrado por profesionales y trabajadores de la educación y la salud, que garantice todas las necesidades específicas de les niñes más desprotegidos, separado de las instituciones de justicia que los criminaliza y encarcela por ser pobres pero que exculpa y protege a los ricos y a sus hijos, garantizando condiciones laborales que respeten los derechos de los trabajadores. Todo esto financiado directamente por el Estado.






Comentarios

DEJAR COMENTARIO