Política Chile

POLITICA Y SALUD

¿Qué está haciendo Piñera y el Minsal con las platas públicas destinadas a Salud?

De lo que originalmente aprobado para este 2019, la derecha ha reducido en $1.500 millones la compra de insumos para el servicio público durante el primer semestre. Así mismo, el sector privado se ha visto favorecido por el Gobierno, recibiendo 60 mil millones más de lo inicialmente presupuestado.

Raúl Muñoz

Dirigente Fenats Hospital Barros Luco

Raúl Gómez

Trabajador Atención Primaria de Salud

Lunes 12 de agosto

Como en todos los inviernos, las salas de espera de CESFAM, SAPU o Urgencia hospitalaria se ven colapsadas y evidenciando escenas indignas como las hospitalizaciones en pasillos o más crudamente, la muerte, el recién pasado jueves, de un adulto mayor de 70 años en el H. Regional de Antofagasta luego de 3 horas de espera.

Por otra parte, la tensión de un ambiente laboral de estas magnitudes genera un constante roce entre quienes menos tienen la culpa de todo esto: un paciente y una médico del Hospital Barros Luco se fueron detenidos por una presunta riña en uno de los servicios del emblemático recinto hospitalario.

De dónde proviene tanto caos y crisis, no es simplemente que el o la usuaria vayan en masa a una urgencia o que profesionales y técnicos de la salud vivan con una mala disposición a servir a los enfermos: existe una escasa oferta de insumos, infraestructura y personal de salud que logre atender de forma oportuna la enorme demanda que exige el 80% de la población, las y los usuarios de FONASA.

En cifras recientes analizadas por el economista de la Fundación CreandoSalud, Matías Goyanechea, se evidenció que el gobierno de Piñera a recortado en 1.470 millones de pesos lo originalmente presupuestado para "bienes y servicios de consumo", es decir, los insumos que se requieren para la atención de las y los enfermos.

Por otra parte ya van en 60 mil millones el aumento de lo presupuestado que va a los bolsillos de prestadores privados, Clínicas e Isapres, por la compra de servicios que no logra cubrir la red del Ministerio de Salud. Y para ponerle la guinda a la torta del festín capitalista que es para ellos la crisis de salud: el monto acumulado por pago de deuda alcanza los $ 383 mil millones, el cual ha aumentado en un 36.4% de lo originalmente aprobado ($ 254.000 millones).

¿Qué se viene en materia de reformas al financiamiento de la salud para FONASA?

Actualmente tanto CESFAMs, Hospitales y sus usuarios no tenemos mucho que esperar en tanto mejoras de la infraestructura o mejoramiento de la oferta de personal ni menos insumos en lso recintos públicos. La propuesta de Mañalich se reduce a mejorar el subsidio que entrega el Estado a las atenciones de salud en el sector privado: en 6 años serían 175.800 millones destinados a resolver problemas No Auge (cirugías y tratamientos), pero bajo la modalidad libre elección, es decir con los famosos "bonos" pagados principalmente a Clínicas.

La alternativa no está ni en la Derecha ni en la ex Nueva Mayoría

Podemos así hilvanar una cadena de causas y consecuencias económicas y políticas para entender por qué en urgencias, salas de hospitales o SAPUs, reina la tensión de los enfermos o de funcionarios al borde del colapso individual ante el colapso de un sistema de salud de conjunto. Donde las políticas de ajuste económico al sector público y en beneficio de los privados nos dejan a usuarios y funcionarios enfrentados a los más hostiles climas laborales y de atención de salud.

Tampoco las grandes sindicales de la salud pública como la CONFUSAM o las distintas FENATS o FENPRUSS han sido contundentes a la hora de frenar esta hemorragia del sistema, tampoco han sido lo suficientemente enérgicos, convocando a movilizaciones o planes de lucha, ni el Partido Comunista ni el Frente Amplio cuyas tribuna parlamentaria e influencia política se vuelven un pantano testimonial a la hora de revertir una situación que significó 26 mil personas fallecidas en Lista de Espera durante el 2018.

Las y los trabajadores de la salud del Partido de Trabajadores Revolucionarios nos proponemos conquistar con organización, de sindicatos o agrupaciones, un sistema de único de salud que dé garantía y oportunidad de la atención sin discriminar por poder adquisitivo.

Junto a esto nos proponemos emprender la lucha política y en las calles por la supresión de cualquier indicio de los privados, la competencia y el mercado en las decisiones de salud, con el paso de las clínicas y laboratorios privados, al Estado, pero donde la gestión y administración de los recursos sean en base a la decisión democrática de técnicos, administrativos, profesionales y auxiliares de la salud. Finalmente, promoviendo el desarrollo de la ciencia y tecnología médica nacional al servicio de las mayorías: la clase trabajadora del país.






Temas relacionados

Jaime Mañalich   /   CONFUSAM   /   FONASA   /   FENATS Hospital Barros Luco T.   /   Crisis en salud   /   Política Chile   /   FENATS   /   Isapres   /   Crisis de la salud pública

Comentarios

DEJAR COMENTARIO